Envíenos su nota, opinión o información al correo: delpueblo.prensa@gmail.com

lunes, 24 de diciembre de 2012

CUBA: EL COMIENZO DE UNA OBRA EDUCACIONAL INMENSA

(Radio Cubana).- El 22 de diciembre de 1961 fue un día inolvidable para el pueblo; el líder histórico de la Revolución Fidel Castro declaraba a Cuba primer país de América Latina libre de analfabetismo
Fidel Castro: "Vamos a proceder a izar la bandera con la que el pueblo de Cuba proclama ante el mundo que Cuba es ya Territorio Libre de Analfabetismo"
Fidel Castro: "Vamos a proceder a izar la bandera con la que el pueblo de Cuba proclama ante el mundo que Cuba es ya Territorio Libre de Analfabetismo"
La frase despertar a una nueva vida define con acierto el hecho de que una persona aprenda a leer y a escribir; dejar atrás la ignorancia y emprender el camino infinito del conocimiento, fue el premio que recibieron un millón de cubanos en 1961.
La Campaña Nacional de Alfabetización la llevaron adelante los brigadistas Conrado Benítez y otras fuerzas educacionales involucradas también en la misión, como fueron los maestros voluntarios y las brigadas Patria o Muerte, integrada por trabajadores.
Después del triunfo de la Revolución Cubana el 1ro. de enero de 1959, uno de los principales problemas que enfrentó el gobierno revolucionario fue el analfabetismo, presente con mayor fuerza en los hombres y mujeres más humildes del país.
El 6 de junio de 1960 se dictó la Ley de Nacionalización General de la enseñanza, que declaró que ésta tenía carácter público y debía ser prestada por el Estado, como deber intransferible. Era además, un derecho que debía garantizarse a todos los cubanos, sin discriminación y con carácter gratuito.
El 26 de septiembre del propio año, el Presidente Cubano Fidel Castro anunció en la Asamblea General de las Naciones Unidas, que Cuba sería el primer país en América que no tendría ni un solo analfabeto.
La respuesta a la convocatoria realizada por el Comandante en Jefe fue inmediata, por lo que más de cien mil brigadistas se incorporaron a la trascendente misión que duró cerca de un año. Fueron suficientes para lograr la maravilla, el entusiasmo inmenso, y la decisión unánime que caracterizaron a aquellos adolescentes y jóvenes, quienes farol en mano, la cartilla Venceremos y el manual Alfabeticemos, vencieron disímiles dificultades para cumplir la exitosamente la tarea hasta en los lugares más apartados.
Todos los participantes en la hazaña, actualmente con 60 o más años de edad, coinciden al decir que la campaña los hizo mejores personas, más maduros, no obstante, sus cortos años de vida, comprendieron mejor la vida del campesinado cubano antes de 1959, a la vez que pusieron su granito de arena para dejar atrás el analfabetismo.
El 22 de diciembre de 1961 fue un día inolvidable para el pueblo; en un multitudinario acto celebrado en la Plaza de la Revolución José Martí, el líder histórico de la Revolución Fidel Castro declaraba a Cuba primer país de América Latina libre de analfabetismo.Otra cuestión que se destaca cuando conversan sobre sus experiencias de 51 años atrás con las nuevas generaciones, es el orgullo por participar en un acontecimiento que transformó de forma radical el futuro de los cubanos.
El 22 de diciembre de 1961 fue un día inolvidable para el pueblo; en un multitudinario acto celebrado en la Plaza de la Revolución José Martí, el líder histórico de la Revolución Fidel Castro declaraba a Cuba primer país de América Latina libre de analfabetismo.
Cuánta alegría y satisfacción embargaba a todos aquel día; con euforia los alfabetizadores le pidieron a Fidel que les designara otra tarea ya que estaban dispuestos a ir donde fuera necesario.
En un fragmento del discurso pronunciado en el histórico acontecimiento, el máximo líder de la Revolución dijo a los alfabetizadores: "Ya hemos liquidado el analfabetismo, pues bien: ¡Ahora tenemos que seguir! En primer lugar, la campaña de seguimiento que tienen que realizar maestros y los trabajadores de la enseñanza. Pero la tarea más importante de ustedes... ¡ah!, pues lo voy a decir: tenemos necesidad de que los 100 000 brigadistas se hagan técnicos, se gradúen en los institutos, se hagan profesores de idioma, se hagan ingenieros, se hagan médicos, se hagan economistas, se hagan arquitectos, se hagan pedagogos, se hagan técnicos especializados. Tenemos extraordinaria necesidad de eso.
"La Revolución, después de haberles pedido el esfuerzo que han hecho en la alfabetización, después de haberles pedido que llevaran por valles y montañas la enseñanza, ahora les pide que se hagan técnicos, que se hagan ingenieros, que se hagan economistas, que se hagan maestros, que se hagan instructores de arte, que se hagan artistas, que se hagan profesores" .
La Campaña Nacional de Alfabetización devino orgullo de los cubanos; fue sólo el comienzo de lo que más tarde sería una obra educacional inmensa, que ni siquiera imaginaron sus protagonistas.

(Radio Baracoa).- Niños maestros
Primero de enero de 1961: se inicia la campaña de alfabetización. Veintidós de diciembre del mismo año: se declara Cuba territorio libre de analfabetismo. Varios jóvenes llenos de amor, fe y esperanza fueron protagonistas de la proeza. Raulice Pérez, en la Ciudad Primada, narra sus vivencias entre lápices, cuartillas y sacrificio.

DESCARGAR 3 min. 24 seg.